Cinta Magnética

Las cintas magnéticas son imanes que mantienen su magnetización de forma permanente, factor que permite utilizar este imán flexible en cualquier aplicación, tanto en interior como en exterior. Existen cintas magnéticas isotrópicas y anisotrópicas. La diferencia es que un material isotrópico posee una magnetización multipolar en una cara y un material anisotrópico, la magnetización se encuentra en las dos caras. Existen varios tipos de cinta magnéticas: cinta magnética natural, cinta magnética adhesiva, etiquetas magnéticas, cinta magnética PVC, cintas magnéticas troquelada, planchas y cintas magnéticas de neodimio. Dependiendo de la utilidad, elegiremos un tipo u otro.

La cinta magnética, la mejor opción de señalización

Las cintas magnéticas

Las cintas magnéticas o también llamados imanes flexibles son imanes que conservan su magnetización de una manera estable, este nos permite usarlos tanto para espacios interiores como exteriores; es por eso por lo que varias empresas ya lo están empleando en diferentes sectores como: el sector publicitario, oficina, clasificar documentos…. Además, son utilizadas para usos que necesiten ser ajustados y un montaje más sencillo.

Tipos de cintas magnéticas

Las cintas magnéticas o imanes flexibles se diferencian según su imantación en dos grandes grupos: cintas magnéticas CM1 y cintas magnéticas CM2.

Las cintas magnéticas CM1 isotrópica tienen una imantación multipolar en una cara, ofreciendo una fuerza de sujeción adecuada para una amplia gama de aplicaciones. En cambio, las cintas magnéticas CM2 anisotrópica tienen una orientación de sus partículas magnéticas, que ofrece una mayor fuerza de atracción. Está imantado por una o dos caras, lo que lo hace perfecto para innumerables aplicaciones.

Los tipos de cintas magnéticas son:

Usos y aplicaciones de los imanes flexibles

Los imanes flexibles se adhieren con facilidad a cualquier superficie metálica, es muy flexible y se mantiene magnetizada de forma permanente. Dependiendo de las aplicaciones que busquemos, encontramos diferentes usos:

Las cintas naturales se utilizan para indicar productos, estanterías, armarios y cualquier clase de material.

Las cintas adhesivas se utilizan para adherir el producto de una forma limpia, usualmente se utilizan en puertas y ventanas para mejorar la fijación y su propio emplazamiento. Estas cintas magnéticas autoadhesivas tienen una fuerza de sujeción sensacional, de manera que cuatriplica la potencia de la cinta magnética común, esto es con la ayuda del uso de los materiales de hierro, boro y neodimio, que se destina para la creación de imanes. Las cintas magnéticas de neodimio son perfectas para fijar piezas no magnéticas con peso en zonas metálicas.

La cinta flexible se emplea sobre todo con otra del mismo tipo o con una cinta de acero, esta unión se destina en aplicaciones como conversiones de acristalamiento secundario y mosquiteras magnéticas.

Las etiquetas son utilizadas para marcar las zonas de almacén y para la clasificación de documentos, como casilleros de trabajo en marcadores de tareas en tableros magnéticos.

Las planchas se utilizan cuando tienes la necesidad de implementarla en sus dos caras consiguiendo mayor poder de sujeción.

La cinta troquelada se puede utilizar para muchas aplicaciones gracias a su gran flexibilidad.

Disponemos de gran variedad de cintas magnéticas, dependiente de su aplicación en diferentes sectores. También los fabricamos a medida con las exigencias de los clientes, de esta manera los podrá personalizar para que se adapten a la forma, medida y color deseado. De esta forma el cliente podrá optar por que la cinta magnética pase desapercibida o sea más llamativa.  En ImagnetShop podrás comprar cintas magnéticas de gran calidad al mejor precio